Demanda millonaria de italianos por ineficiencia del Gobierno

INTERNACIONAL

49800673223_aa2defac6a_c
Foto: Dipartimento Protezione Civile

Lectura: 3 minutos

Los municipios y hospitales en el norte de Italia están preparándose para una gran cantidad de demandas de familias de víctimas de coronavirus que exigen compensación por presuntos errores de tratamiento, negligencia y desinformación.

Los negocios interrumpidos por las cuarentenas de coronavirus impuestas por los gobiernos nacionales y locales también están considerando presentar reclamos legales por presuntas fallas para evitar la propagación del virus mortal.

Cientos de familiares de víctimas de coronavirus en Lombardía, la región más afectada en Italia y la potencia económica del país, culpan de lo que dicen fue una respuesta inadecuada de las autoridades a una pandemia que ha dejado 30.000 muertos en el país.

El gobernador de Lombardía, Attilio Fontana, miembro del partido populista Liga del Norte, dice que las críticas al manejo del virus son injustas y están mal dirigidas. Fontana culpa al gobierno nacional en Roma por los errores y por no cerrar el país antes.

«Me han acusado de todo, pero estoy en paz con mi conciencia», dijo recientemente.

Pero la ira familiar se está intensificando y crece un clamor por compensación y responsabilidad, especialmente por parte de familiares que dicen que sus seres queridos contrajeron COVID-19 cuando fueron ingresados en el hospital por otras razones.

Anna Cherchi, de la ciudad de Vigevano, al suroeste de Milán, derramó su dolor el jueves en Facebook. Su madre murió en un hospital el mes pasado, y Cherchi no pudo verla. El 7 de mayo, su madre dejó de comer, más de un mes después de ser admitida por razones ajenas a la COVID-19.

En el teléfono, «escucho que solo mamá grita mi nombre», escribió Cherchi. «Unos días después, su madre dio positivo por el coronavirus. Al día siguiente, ella estaba muerta».

«No se saldrán con la suya», escribió Cherchi. «PERDÓN POR DESAHOGARME. … ESTA ES LA HISTORIA DE MI MADRE. … Pagarán caro … ¡TODOS!».

Cherchi, como cientos de otros lombardos, está respaldando los esfuerzos de un grupo de Facebook creado por Luca Fusco, cuyo padre murió de la COVID-19 en la ciudad de Bérgamo, un epicentro de coronavirus.

El grupo, «NOI Denuncermo» (Vamos a informar), está reuniendo testimonios de familiares y trabajadores de la salud y tiene más de 50.000 miembros. El hijo de Fusco, Stefano, dijo: «El gobierno tiene sangre en las manos y no sé cómo pueden dormir por la noche».

Según los abogados, las acciones legales de los familiares en duelo probablemente obstruirán los tribunales y tomarán años para llegar a las decisiones finales. También es probable que los familiares se unan en los expedientes judiciales por demandas legales presentadas por empresas.

Entre las quejas comerciales se encuentra que las restricciones de bloqueo no se aplicaron de manera uniforme, y algunos rivales pudieron permanecer abiertos y trabajando.

Los fiscales también están iniciando investigaciones. El hogar de ancianos más grande de Milán, Pio Albergo Trivulzio, se ha convertido en el foco de una investigación de homicidio por su manejo de la pandemia, que se ha cobrado la vida de más de 200 residentes.

También se inició una investigación en un hospital en Alzano Lombardo, cerca de Bérgamo, donde la enfermedad se propagó rápidamente al comienzo de la pandemia, supuestamente porque el personal médico no pudo identificar los síntomas de COVID-19 entre los pacientes.

 
Artículo relacionado: Italia y España, cautela pero optimistas

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s