Washington reclama a Cuba libertad del artista opositor encarcelado

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Secretario de Estado norteamericano, Antony Blinken / Foto: U.S. Department of State

Lectura: 7 minutos

Estados Unidos reclamó el martes a Cuba la libertad «inmediata» de los artistas disidentes Luis Manuel Otero Alcántara y Maykel «el Osorbo» Castillo, y advirtió al gobierno de La Habana que «no puede silenciar a sus críticos».

«@LMOAlcantara y Maykel “el Osorbo” Castillo deben ser liberados inmediatamente», señaló en Twitter la embajada de Estados Unidos en La Habana.

La legación diplomática dejó claro que «Estados Unidos rechaza la detención de artistas por ejercer su libertad de expresión», y que «el gobierno cubano no puede silenciar a sus críticos mediante la violación de sus derechos humanos».

El gobierno cubano acusa a Otero Alcántara y a Castillo, uno de los intérpretes de Patria y Vida, una canción de protesta incisiva de raperos cubanos viralizada en las redes sociales, de tratar de manipular la situación política y estar financiados y manejados por organizaciones en Estados Unidos.

Según el contestatario Movimiento San Isidro (MSI), un colectivo de artistas universitarios opositores al que pertenecen ambos artistas, Castillo está detenido desde el 13 de mayo y «procesado por Atentado, Desacato y Resistencia».

Mientras tanto, el canciller cubano Bruno Rodríguez criticó vía Twitter que la administración Biden mantenga «a Cuba en la lista de países que no cooperan en la lucha contra el terrorismo».

«Sorprende e irrita la calumnia y que aplique la política de Trump y sus 243 medidas de bloqueo», dijo.

Existen numerosas pruebas en países de América Latina de la intromisión de comandos cubanos especializados en tareas de inteligencia y terrorismo mientras gobernaba la isla el dictador Fide Castro.

El Departamento de Estado acusó al gobierno cubano de «no cooperar completamente» en la lucha antiterrorista con Washington, un paso que refuerza su base legal para mantener de nuevo a la isla como Estado patrocinador del terrorismo bajo la administración del presidente Joe Biden.

En una comunicación oficial en el Registro Federal de EE. UU., el secretario de Estado, Antony Blinken, situó a Cuba, junto a Irán, Corea del Norte, Siria y Venezuela, en su lista de países que «no cooperan» del todo en «los esfuerzos antiterroristas» con Washington.

Cuba fue incluida en la lista de Estados patrocinadores del terrorismo en enero de este año por el expresidente Donald Trump (2017-2021), apenas nueve días antes de dejar la Casa Blanca, con lo que complicó las posibilidades de que Biden reanude rápidamente los acercamientos con La Habana.

La situación del artista disidente cubano Luis Manuel Otero Alcántara, quien permanece sin comunicación desde hace tres semanas en un hospital de La Habana, generó preocupación del gobierno de Estados Unidos y de Aministía Internacional, que pidieron a las autoridades de la isla respetar su integridad, se informó el sábado ultimo.

«Pedimos que @LMOAlcántara y todos los cubanos sean respetados y tratados con dignidad», señaló en Twitter la embajada de Estados Unidos en La Habana.

Washington «ha expresado su solidaridad con el pueblo cubano y su preocupación que el gobierno los trate con dignidad y respeto (…) ¿Cómo es posible que un paciente en un hospital no tenga derecho a visitas o un teléfono?», cuestionó.

El gobierno cubano acusa a Otero Alcántara, de 33 años, de tratar de manipular la situación política y estar financiado y manejado por el centro de reflexión estadounidense Instituto Nacional Demócrata.

Miembro del contestatario Movimiento San Isidro (MSI), un colectivo de artistas universitarios opositores, Otero Alcántara fue trasladado el 2 de mayo a un hospital de La Habana en el octavo día de haberse declarado en huelga de hambre.

Con esa protesta exigía la devolución de obras de las que fue despojado por agentes de seguridad y reclamaba el cese del acoso policial en su contra y libertad artística.

En noviembre pasado, integrantes y simpatizantes del MSI se atrincheraron en la casa de Otero Alcántara en San Isidro, dando lugar a una manifestación de 300 artistas e intelectuales para pedir libertad de expresión, algo inédito en la isla.

El viernes, Amnistía Internacional declaró a Otero Alcántara «prisionero de conciencia» por tercera vez, e instó «al presidente Miguel Díaz-Canel Bermúdez y a otras autoridades cubanas a que lo pongan en libertad», en un comunicado publicado en la página web de la organización.

El artista disidente «ha sido privado de su libertad únicamente por expresarse pacíficamente y debe ser liberado inmediatamente y sin condiciones», señaló la directora de AI para las Américas Erika Guevara.

La ONG denunció que desde que fue llevado al hospital, el artista está «bajo supervisión o el control de funcionarios de seguridad del Estado y con visitas muy restringidas de sus familiares directos». Asimismo, «no parece tener acceso a su teléfono ni al mundo exterior», añadió.

Por su parte la ONG británica Oxfam pidió el martes al presidente de Estados Unidos, Joe Biden, que «actúe lo antes posible para normalizar las relaciones con Cuba» y levante el embargo mientras la isla atraviesa su peor crisis económica en 30 años.

«Hoy, frente a una crisis sanitaria, Oxfam considera aún más urgente cambiar esta política», dijo la directora de Oxfam Cuba, Elena Gentili, en rueda de prensa con motivo de la publicación del informe de la ONG «El derecho a vivir sin bloqueo».

En este informe, Oxfam analiza las consecuencias para la población, en particular las mujeres, del bloqueo vigente desde 1962 y reforzado por la administración del republicano Donald Trump, quien denunció las violaciones de derechos humanos en la isla y el apoyo de La Habana al gobierno de Nicolás Maduro en Venezuela.

«La administración Trump ha impuesto más de 240 sanciones, 55 de las cuales fueron aplicadas durante la pandemia», justificó Gentili.

El embargo económico decidido por el gobierno de Estados Unidos a Cuba fue la respuesta a los expropiaciones de propiedades y patrimonio de ciudadanos cubanos despojados de sus bienes al triunfar la revolución del castrismo en 1959.

La economía cubana, ya debilitada por estas medidas, colapsó con la pandemia del coronavirus, que la privó de los preciosos ingresos derivados del turismo. En 2020, el PIB bajó un 11 por ciento, su peor caída desde 1993.

La ONG también exhorta en su informe al gobierno cubano a «seguir implementando las transformaciones impulsadas desde la aprobación de la nueva Constitución en 2019, con el fin de garantizar los derechos humanos, la justicia social», así como «la libertad, la solidaridad, el bienestar y la prosperidad individual y colectiva».

Después de un acercamiento histórico a finales de 2014 bajo el mandato del demócrata Barack Obama, las relaciones diplomáticas entre los dos países se encuentran ahora en su punto más bajo.

El gobierno cubano lamentó la semana pasada que Joe Biden «no se ha movido ni un milímetro» con respecto a Cuba desde que llegó a la Casa Blanca, y no ha revertido las sanciones impuestas por Donald Trump.

Otro artículo de interés: En grave estado opositores cubanos que cumplen huelga de hambre

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s