Calabrese : Nuestra Señora, Nuestra Dama

OPINIÓN

32681733347_0b26d1b60b_z
Foto: OMAR-MALO

Por Antonio Calabrese, abogado constitucionalista, historiador, político. Columnista de lacity.com.ar

 

 

 

 

Hasta parece una irreverencia llamarla en otra lengua que no sea la suya, porque solo ella es idéntica asimisma, es única y universal, se llama Notre Dame cualquiera sea el idioma de quien la disfrute.

Las guerras, los bombardeos, las revoluciones que llegaron hasta convertirla en un mercado, no pudieron con ella, ni siquiera el fuego, uno de los cuatro elementos, nada menos, fue suficiente.

Todavía sigue enhiesta y orgullosa su estructura para demostrar de lo que es capaz el hombre.

Llevó casi cien años su construcción original desde 1163 a 1260 y fue representativa del arte gótico, al igual que otras tantas catedrales de la época como Santa María de Burgos en 1221; Santa Cruz de Barcelona entre los siglos XIII y XV; Santa María y San Juan de la Cuenca 1196/1256; Florencia dedicada a Santa María del Fiore 1296/1418; De Carolingia en Aquisgrán más antigua aún entre 790 y 805; de Ávila en el siglo XV; Nuestra Señora de Amiens 1220/1528; Santa María y San Jorge de Colonia en 1248; Bamberg, en Alemania en 1004 y muchas más.

Merecen un párrafo de la historia olvidada, los gremios y las corporaciones constructoras de todas ellas, rastreando en los antiguos documentos llamados justamente Constituciones Góticas.

Y así veremos desfilar en la biblioteca imaginaria al Edicto de Rotari (643); Las Constituciones de York (926); El Estatuto de los Canteros de Bolonia (1248); Deberes Anglonormandos (1356); Halliwell MS-Poema Regius (1390); el Manuscrito Cooke (1459) y tantas otras.

Aquellos mismos gremios que figuran en la reconstrucción de la Catedral de Canterbury, también arrasada por el fuego en 1174 y que eran cofradías llamadas Logias que es el lugar donde trabajan los miembros de una fraternidad y que reunían desde la antigüedad a los expertos en sus oficios de canteros, albañiles, vidrieros, herreros, carpinteros y tallistas, que transmitían sus conocimientos desde los aprendices, que desbastaban la piedra bruta para cuadrarla, de modo de poder calzar una sobre otra, hasta la maestría en el arte de la construcción.

En una obra magnifica, «Ordo Laicorum ab Monacorum Ordine» un historiador argentino Eduardo Callaey, traducida a cuantos idiomas hay en la civilización judeocristiana nos recuerda que: «…no existen mayores dudas acerca del vínculo de las distintas corporaciones de constructores en el mundo clásico: Egipcios, Fenicios, Griegos y Romanos.» Y sostiene la gran influencia judía en sus inicios, a veces deliberadamente ignorada y remonta en los orígenes europeos al monje Benedictino, conocido como Beda «el venerable» autor de una obra de significativo simbolismo referida al Templo de Salomón, de gran inspiración en la época.

En la Inglaterra del siglo VIII se reconoce su influencia en Alcuino de York fundador de la Escuela Palatina y personaje excluyente de la renovación Carolingia como así también de las escuelas de Fulda (Alemania) y Reichenau (Suiza) bajo la administración de Rábano Mauro Abad de Fulda y arzobispo de Maguncia y Walafid Strabòn, Abad de Reichenau.

Pero, tal vez, más allá de esta referencia histórica, todos recordaremos al genio de Notre Dame, en el jorobado de Víctor Hugo, que mas de uno vimos jugar en la imaginación, asomándose entre las gárgolas para luego desaparecer como había venido.

Anuncios

Un comentario

  1. […] Artículo relacionado: Después de mil años soportando ataques, incendio termina con Catedral de Notre Dame Artículo relacionado: Promesa de Macron, en cinco años estará restaurada catedral de Notre Dame Artículo relacionado: Lluvia de donaciones para reconstruir catedral incendiada en París Artículo relacionado: Calabrese : Nuestra Señora, Nuestra Dama […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s