Brasil se abre a libertad económica

BRASIL

20/09/2019 Solenidade de Sanção do Projeto de Lei de Conversã
Presidente de Brasil, Jair Bolsonaro / Foto: Palácio do Planalto

Lectura: 3 minutos

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, sancionó hoy (23 Septiembre) el decreto de libertad económica, con el propósito de reducir la burocracia en las actividades económicas y facilitar la apertura y operación de las empresas.

El texto fue aprobado en agosto pasado en sesión plenaria del Senado brasileño, bajo la decisión del presidente de avanzar hacia una economía de mercado.

La norma busca facilitar la actuación del sector privado, al establecer garantías para el libre mercado, contemplando la exención de permisos y licencias para la creación de empresas, facilitando los negocios en un país sobrecargado de burocracia especialmente en el sector externo.

La ceremonia donde Bolsonaro firmo la nueva ley, en el Palacio de Planalto en Brasilia, la capital brasileña, fue el primer acto público del mandatario desde la cirugía a la que fue sometido el 8 de septiembre pasado.

Entre otras medidas, la nueva ley establece la emisión de nuevas tarjetas de trabajo que se realizará «preferiblemente» de forma digital, y en actividades consideradas de bajo riesgo no será necesaria una licencia provisional para iniciarlas, aunque deberán someterse a una inspección posterior.

Además, determina que el registro de entrada y salida en el trabajo solo será obligatorio para empresas con más de 20 empleados.

Otra medida significativa establece que las sucursales bancarias podrán operar los sábados, preservando al mismo tiempo los derechos laborales.

Asimismo, decreta que el «eSocial», el sistema que recoge datos laborales, fiscales y de seguridad social, será sustituido por otro más sencillo aunque todavía no tiene fecha de lanzamiento.

La senadora Soraya Thronicke, aliada de Bolsonaro, dijo que el nuevo reglamento es una «carta de libertad» para Brasil, empresarios y trabajadores, en coincidencia con los reclamos permanentes de un sector de la actividad privada.

«La esclavitud aún no había sido abolida para el empresario brasileño ni para el trabajador», dijo la senadora oficialista.

Thronicke declaró que las nuevas reglas buscan acercar el Gobierno al siglo XXI, colocando a Brasil con una mayor apertura económica, en un mundo donde los países con mejor desempeño son los que tienen una economía abierta.

Los poderosos industriales brasileños, agrupados en la Federación de São Paulo, todavía no han comentado el nuevo plan económico del presidente Bolsonaro, pero los especialistas indican que se muestran en alerta por la posibilidad de eliminación de los subsidios que poseen desde hace largos años.

Tampoco hizo conocer su posición el sindicato de empleados metalúrgicos dirigido por el PT ─partido de los trabajadores─ cuyo líder es el expresidente Lula da Silva, actualmente en prisión por haber aceptado dádivas de un grupo empresario durante su gobierno.

Aliado del presidente Donald Trump y especialmente amigable con el argentino Mauricio Macri, Bolsonaro analiza la posibilidad de encontrar un resquicio en el cerrado grupo del Mercosur para poder negociar acuerdos bilaterales de comercio.

Artículo relacionado: Bolsonaro con dificultad para implementar agenda liberal

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s