Bitcoins en manos del terrorismo islámico

INTERNACIONAL

e91d9459365ff388df866a70db32-1457461

Lectura: 3 minutos

El Departamento de Justicia de Estados Unidos informó el jueves «el desmantelamiento de tres campañas cibernéticas de financiación del terrorismo» que implicaban al ala militar de Hamas, al-Qaeda y el Estado Islámico.

Se trata, según afirma, de la «la incautación más grande jamás realizada de cuentas de criptomonedas de organizaciones terroristas».

«No debería sorprender a nadie que nuestros enemigos usen tecnología moderna, plataformas de redes sociales y criptomonedas para facilitar sus agendas malvadas y violentas», dijo el secretario de Justicia William P. Barr.

EE. UU. informó las autoridades «incautaron millones de dólares, más de 300 cuentas de criptomonedas, cuatro sitios web y cuatro páginas de Facebook», relacionadas con la actividad «criminal».

Los fondos confiscados podrán ser destinados de manera total o parcial al Fondo de Estados Unidos para Víctimas del Terrorismo.

En el trabajo también participó, además del FBI, el Servicio de Impuestos Internos (IRS por sus siglas en inglés), por medio de su unidad de delitos cibernéticos, según declaraciones del secretario del Tesoro, Steven T. Mnuchin.

El secretario interino del Departamento de Seguridad Nacional, Chad F. Wolf, dijo que los presuntos pagos en línea se canalizaban «hacia y en apoyo de redes terroristas».

Según la investigaciónlas Brigadas al-Qassam publicaron a principios de 2019 un llamado en su página de redes sociales «para que las donaciones de bitcoins financiaran su campaña de terror».

La pesquisa arrojó que los investigadores rastrearon e incautaron las 150 cuentas de criptomonedas que lavaron fondos hacia y desde las cuentas de las Brigadas al-Qassam.

La fiscalía para el Distrito de Columbia (Washington DC) también reveló cargos penales contra dos individuos turcos, Mehmet Akti y Hüsamettin Karataş, que habrían actuado actuaron como lavadores de dinero mientras operaban un negocio de transmisión monetaria sin licencia.

En el caso de Al-Qaeda, informó el Departamento de Justicia, la campaña estaba basada en Siria y sus redes «operaban una red de lavado de dinero bitcoin utilizando canales de Telegram y otras plataformas de redes sociales para solicitar donaciones de criptomonedas para promover sus objetivos terroristas».

Agentes encubiertos de Investigaciones de Seguridad Nacional HSI contactaron al administrador de Reminder for Syria, una organización benéfica destinada a financiar la actividad terrorista través de donaciones de bitcoins y fijaron con él «el precio de la financiación de misiles tierra-aire y advirtió sobre las posibles consecuencias criminales de llevar a cabo una yihad en Estados Unidos».

En cuanto al Estado Islámico, su sitio web afirmaba vender máscaras de respiración N95 aprobadas por la FDA, «cuando en realidad los artículos no estaban aprobados por la FDA».

Los administradores del sitio afirmaron tener suministros casi ilimitados de máscaras, y ofrecieron vender estos artículos a clientes de todo el mundo, incluido un cliente en Estados Unidos que buscaba comprar máscaras N95 y otros equipos de protección para hospitales, hogares de ancianos y departamentos de bomberos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s