España y Alemania con subas de precios que inquieta a mercados

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Aumento en costos de energía / Foto: Nicolás Pérez

Lectura: 3 minutos

El Instituto Nacional de Estadística de España dio a conocer el aumento de precios internos que registra un 5,5% según el ritmo interanual en octubre 2021, el nivel más elevado en el país desde septiembre de 1992.

La estimación oficial registra un aumento con respecto al mes de septiembre del (4%), principalmente por el alza de los precios de las materias primas y la electricidad, que se incrementaron en las últimas semanas en un contexto de escalada de los precios mundiales, según el organismo público.

Los precios de la electricidad, del gas y los carburantes, que se incrementaron en las últimas semanas en España en un contexto de escalada a nivel mundial, son los responsables de los incrementos, según el organismo público.

En un mes, el índice de los precios de consumo armonizado (IPCA), que permite las comparaciones con otros países de la zona euro, se ubicó en 1,7 puntos, añadió el INE en un comunicado.

La inflación comenzó a repuntar a comienzos de año en España, como en el resto de la Unión Europea, tras haber permanecido en territorio negativo durante la mayor parte del año 2020 debido al impacto económico del confinamiento.

Según el Banco Central Europeo (BCE), el alza de los precios debería llegar al 2,2% en su tasa anual, frente al 1,9% estimado anteriormente. En ese caso, la inflación superaría así el objetivo a medio plazo del BCE, fijado en el 2%.

El alza de los precios molesta a los mercados, con cierto nerviosismo por el alza, pero el BCE, que busca evitar que se frene la recuperación económica, pide mantener la calma, explicando que la tendencia se debe a factores pasajeros.

La cifra interanual de un 3,9 por ciento es la mayor en 28 años y responde a fenómenos que los expertos consideran transitorios.

La Oficina Federal de Estadística de Alemania (Destatis) informó este lunes pasado que la inflación interanual en la principal potencia de la zona euro repuntó en agosto hasta llegar al 3,9 por ciento, el mayor salto en casi 28 años.

Esto confirma la tendencia alcista de los últimos meses, que había marcado un máximo con la subida del 3,8 por ciento que se registró el mes pasado. El índice de precios de consumo (IPC) subió un 1,0 por ciento en enero, un 1,3 por ciento en febrero, un 1,7 por ciento en marzo, un 2,0 por ciento en abril, un 2,5 por ciento de mayo, un 2,3 por ciento en junio y un 3,8 por ciento en julio.

Destatis explicó, a falta del informe desglosado por categorías que acompañará en dos semanas a los datos definitivos de la inflación en agosto, que estos datos están influidos por tres variables. «El alza tiene una serie de razones, entre ellas el efecto base por los bajos precios en 2020. Aquí afectan especialmente la baja temporal del IVA y la caída de los precios de los combustibles fósiles», indicó Destatis.

Otro artículo de interés: Acuerdo nuclear por diez mil millones de dólares

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s