Protestas generalizadas en Reino Unido

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Protestas frenta al regulador energético británico, Ofgem / Foto: Steve Eason

Lectura: 4 minutos

El precio máximo de la energía que las compañías del sector podrán cobrar a los hogares del Reino Unido al año a partir del 1 de octubre ha sido fijado en 3.549 libras (4.202 euros), lo que supone un alza del 80% frente al actual límite, anunció este viernes el regulador energético británico, Ofgem.

Se espera que este fuerte incremento dispare aún más la inflación interanual británica, que se sitúa actualmente en el 10,1% pero que podría llegar al 13% o más a finales de año. Esta crisis por el aumento del costo de la vida ha provocado numerosas huelgas de distintos sectores, entre ellas la de hoy de Correos británicos, de estibadores o la reciente de los trabajadores ferroviarios, en demanda de aumentos salariales para hacer frente a la situación.

«Somos conscientes del impacto masivo que este alza del tope tarifario tendrá en los hogares en todo Reino Unido y las decisiones difíciles que los consumidores tendrán que tomar», comentó Jonathan Brearley, director general de Ofgem. Por ello, el organismo instó al gobierno a aportar ayudas «urgentes».

El primer ministro, Boris Johnson, al que le quedan apenas dos semanas en el cargo, respondió enseguida prometiendo más ayudas públicas a los hogares más vulnerables para contrarrestar el aumento del precio de la energía. Las ayudas ya anunciadas se incrementarán «con dinero extra que el gobierno anunciará en septiembre». «Pero lo que no creo que debamos hacer es intentar establecer límites generales para absolutamente todos, los hogares más ricos del país», agregó.

Decenas de miles de personas salieron a las calles de Londres este sábado para exigir al gobierno del primer ministro británico, Boris Johnson, que adopte medidas para hacer frente a la crisis del incremento del costo de la vida. La convocatoria fue realizada por una federación de sindicatos, así como organizaciones de diversas regiones de Inglaterra y Gales.

La multitud comenzó su marcha al mediodía desde Portland Place hasta la Plaza del Parlamento, para terminar con un discurso protagonizado por la secretaria general del Congreso de Sindicatos (TUC, por sus siglas en inglés), Frances O’Grady. Una investigación del sindicato aseguró que los trabajadores británicos han perdido unos 20.000 euros desde 2008 porque el salario no ha seguido el ritmo de la inflación.

«Nosotras no hemos tenido ningún aumento de sueldo en los últimos diez años. Y en ese tiempo todo ha subido. No es solo la gasolina, son los impuestos municipales y todo lo demás», explicó a EFE Stephanie, profesora en una escuela inglesa. Su colega Jacinta puntualiza que la crisis «se debe a la mala gestión de nuestros gobiernos». «Están gastando el dinero en los lugares equivocados, están llenando los bolsillos de los ricos y no están pensando ni por un momento en los trabajadores».

A lo largo de la manifestación se repitieron pancartas con fotografías de Johnson y su ministro de Economía, Rishi Sunak, en las que se lee «Hay que hacerlos pagar a ellos». También proliferan los mensajes en favor de «expulsar a los «tories»» del gobierno, los que demandan «cobrar impuestos a los ricos, no a los trabajadores» y los que piden aumentar el financiamiento del sistema público de salud.

Otros carteles reclamaban «Recorten las guerras, no el bienestar» y «Acabemos con la pobreza energética, aislemos los hogares ahora». «El gobierno lo atribuye todo a la guerra de Ucrania y la inflación global, pero lo que de verdad ocurre es que han gestionado muy mal el «Brexit» y han rechazado tomar medidas cuando podrían haber hecho algo para evitar la subida del combustible, que es lo que nos está destruyendo a todos», afirma Sarah, una manifestante.

En las últimas horas también se supo del fracaso de las negociaciones para desconvocar las huelgas de ferrocarril y metro que proseguirá la semana que viene con la intención de pedir una mejora completa de las condiciones de trabajo en este sector del transporte.

Otro artículo de interés: Nuevos paros castigan a economía británica

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s