México convoca inmigrantes

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Gobierno busca trabajadores temporararios para obras públicas / Foto: phrawr

Lectura: 5 minutos

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, adelantó el lunes un plan de su Gobierno para otorgar visados a migrantes centroamericanos para trabajar temporalmente en las obras públicas del país, como el Tren Maya, una de las construcciones más emblemáticas de su administración.

«Esta semana voy a presentar un programa para nuestros hermanos centroamericanos, con el propósito de que puedan tener visas temporales para trabajar en las obras públicas en México, que puedan estar legalmente en nuestro país con visas temporales de trabajo», informó el mandatario en su rueda de prensa diaria, conocidas como las «mañaneras».

López Obrador admitió que las obras públicas promovidas en su sexenio, entre las que destacan el Tren Maya o el corredor interoceánico del Istmo de Tehuantepec, están necesitadas de mano de obra. «Y más si se trata de mano de obra calificada nos hace falta muchos fierreros, soldadores incluso ya ingenieros, profesionales. Para el Tren Maya de están mandando a capacitar a Europa conductores, mecánicos… es importante», dijo.

Respecto a los potenciales trabajadores provenientes de los países de Centroamérica como Guatemala, Honduras, El Salvador o Nicaragua, desde donde muchos migrantes llegan a México en busca de cruzar hasta Estados Unidos, López Obrador no aclaró el procedimiento que tendrán que llevar a cabo para conseguir la visa temporal de trabajo.

La entrada de migrantes indocumentados a Estados Unidos desde México se redujo hasta un 54 por ciento desde el fin del Título 42, que restringía el flujo migratorio por motivo de la pandemia, aseguró el canciller mexicano Marcelo Ebrard.

«El número de personas que llegaron a Estados Unidos de manera indocumentada o que fueron aprehendidos por las autoridades, se redujo un 53-54 por ciento en los últimos cuatro días», señaló al presentar la nueva versión de pasaporte no binario en el Estado de México, estado vecino a la capital en el centro del país.

Añadió que la realidad sobre la crisis migratoria en la frontera México-Estados Unidos es distinta a la que habían previsto los políticos estadounidenses, luego de comentarios vertidos por legisladores republicanos, previo a las elecciones presidenciales en aquel país.

«Pareciera que estamos en una circunstancia distinta a la que habían ellos previsto, le están sacando raja política, pero el flujo real está cayendo», apuntó.

Además, el canciller mexicano reportó que las deportaciones han sido solo 28, a partir de la entrada en vigor del Título 8, norma que históricamente ha regido la migración entre ambas naciones.

Sobre estas deportaciones detalló que la mayoría fueron para venezolanos, por encima de migrantes colombianos.

El pasado jueves por la noche, Estados Unidos dejó de aplicar el Título 42, que permitía expulsar de inmediato a migrantes indocumentados con el pretexto de la pandemia COVID-19, pero instauró otras restricciones a las solicitudes de asilo en la frontera y comenzó a deportar mediante otra normativa conocida como Título 8.

El Título 8 sí permite a los migrantes pedir asilo al llegar a la frontera, pero tienen que cumplir varios requisitos, entre ellos haberlo solicitado en los países por donde han pasado o de lo contrario pueden ser deportados rápidamente.

Ebrard lanzó un llamado a los migrantes de otros países y mexicanos que persiguen el llamado «sueño americano» a buscar el asilo mediante la aplicación CBP One, de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza en aquel país.

«No hay ninguna necesidad de que caigas en manos de gente que te cobra 7.000 dólares; te prometen llevarte a EE. UU. y hemos tenido ya muchos accidentes graves (…) es un riesgo», expresó.

Anteriormente, Ebrard advirtió que el país no recibirá a más de 1.000 migrantes al día deportados de Estados Unidos, pues no tiene la capacidad para atenderlos ni tampoco la voluntad de aceptarlo.

El diplomático mexicano recordó que Estados Unidos anunció que otorgará más de 160.000 visas para migrantes de Guatemala, Honduras, El Salvador desde las últimas dos semanas.

Así como 360.000 permisos por trabajo y refugio a personas de nacionalidades cubana, nicaragüense, venezolana y haitiana.

México enfrenta un éxodo extraordinario, en medio de acusaciones al titular del Instituto Nacional de Migración, por el incendio en un centro temporal que dejó 40 migrantes fallecidos y el cierre definitivo de 33 estancias de este tipo en el país.

Otro artículo de interés: Washington envía refuerzos militares a frontera con México

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s