Rusia rechaza críticas internacionales por caso Navalny

INTERNACIONAL

3046353112_ec89c9df92_c
Opositor ruso, Alexéi Navalny / Foto: ermakov

Lectura: 3 minutos

El Ministerio de Exteriores de Rusia denunció una amplia campaña de desinformación relacionada con el caso del opositor Alexéi Navalny quien permanece hospitalizado en Alemania por un presunto envenenamiento con agente neuroparalizante.

«La campaña masiva de desinformación evidencia claramente que el objetivo principal de sus promotores no es la preocupación por la salud de Navalny ni tampoco conocer las causas reales de su hospitalización, sino incitar la aplicación de sanciones», indicó la Cancillería rusa en un comunicado.

El documento fue emitido después de que el 8 de septiembre el alto representante de Política Exterior de la Unión Europea y los ministros de Exteriores del G7 que integran Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, Italia, Japón y Reino Unido condenaran el supuesto envenenamiento de Navalny, aunque no presentaron evidencias creíbles que sustentaran sus afirmaciones.

El 20 de agosto, Navalny se sintió mal durante un vuelo de la ciudad de Tomsk a Moscú, lo que obligó a los pilotos a realizar un aterrizaje de emergencia en Omsk. El opositor fue ingresado en el hospital de esa ciudad donde los médicos lograron salvarle la vida.

El suceso generó una ola de especulaciones sobre un presunto envenenamiento. Tras los exhaustivos análisis realizados los médicos descartaron esos rumores y diagnosticaron al hombre trastorno metabólico provocado por una fuerte caída del nivel de azúcar en la sangre.

Después de que los médicos de Omsk lograran estabilizar el estado de Navalny, el paciente fue trasladado a Alemania el 22 de agosto en un avión sanitario.

En el comunicado la Cancillería rusa volvió a llamar a las autoridades alemanas a colaborar con las pesquisas compartiendo información concreta para establecer la verdad.

El Gobierno de Rusia acusó a Alemania de entorpecer el diálogo entre los médicos de los dos países sobre lo sucedido realmente con Navalny.

«Los médicos rusos proponen a sus homólogos alemanes establecer un diálogo estrecho para debatir los datos que poseen sobre el estado de Navalny. Lamentablemente, los alemanes frenan este proceso», remarcó el Ministerio de Exteriores.

La Cancillería rusa alertó que la negativa del Gobierno de Alemania a compartir datos concretos impide esclarecer lo ocurrido con Navalny.

«La falta de esa información imposibilita a las autoridades de Rusia activar los mecanismos procesales necesarios para esclarecer lo sucedido», apuntó.

El Ministerio de Exteriores ruso tachó de contraproducente el comportamiento del Gobierno alemán frente al caso Navalny.

El 2 de septiembre, el Gobierno alemán aseguró que un laboratorio militar había establecido que el opositor fue «envenenado» con un agente altamente tóxico y letal, aunque no presentó ninguna evidencia.

Dos días después el periódico alemán Der Spiegel afirmaba, citando ciertas fuentes, que la supuesta sustancia mortal había sido detectada también en la piel y en una botella de agua de Navalny.

Lo cierto es que ni los pasajeros del avión ni las personas del entorno de Navalny que le acompañaban, presentaron síntomas del presunto envenenamiento.

Artículo relacionado: Reclamo del G7 a Rusia por el caso Navalny

3 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s