Un millón de euros para obtener arresto domiciliario en Hong Kong

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Protestas prodemocracia en Hong Kong / Foto: Studio Incendo

Lectura: 3 minutos

El periodista dueño de un imperio editorial tuvo que pagar un millón de euros aunque ordenaron arresto domiciliario en espera del juicio. La justicia le prohíben usar las redes sociales, dar entrevistas, hacer declaraciones públicas y reunirse con autoridades de otros países.

Los fiscales apelaron la decisión de su excarcelación. El millonario prodemocrático arriesga una pena de prisión perpetua por conspiración con fuerzas extranjeras. El cardenal Joseph Zen también estuvo presente en la audiencia para su excarcelación.

Jimmy Lai obtuvo la libertad bajo fianza el viernes. La Corte Suprema ordenó su liberación tras el pago de 10 millones de dólares hongkoneses (alrededor de un millón de euros). La condición impuesta por el juez es que Lai permanezca confinado en su domicilio, y se presente tres veces por semana en la comisaría policial de su barrio.

A sus 73 años, el dueño del periódico Apple Daily ─una voz crítica del gobierno de la ciudad y de Beijing─ tendrá que entregar sus documentos de viaje y no se le permitirá usar las redes sociales. También se prohíben las entrevistas, las declaraciones públicas y las reuniones con figuras políticas y diplomáticas extranjeras.

La oficina del fiscal impugnó la excarcelación, por lo que el Tribunal de apelaciones podría anular la decisión y ordenar el regreso de Lai a prisión. El activista prodemocracia debiera comparecer ante el tribunal el 16 de abril para responder por los cargos de «colusión» con fuerzas extranjeras, un delito previsto en la ley de seguridad nacional impulsada por el gobierno chino. Lai arriesga una pena de cadena perpetua.

Según fue reportado, la fiscalía acusa a Lai de colusión por las entrevistas que concedió a publicaciones de otros países. Otra cuestión que ha quedado bajo la mira es su llamamiento a los gobiernos extranjeros para que sancionen a las autoridades de Hong Kong por sus acciones contra el movimiento democrático.

Para los amigos y colaboradores de Lai, las autoridades de la ciudad y el gobierno de Beijing quieren silenciarlo. Él es el cuarto ciudadano de Hong Kong en ser acusado formalmente en el marco de la normativa draconiana aprobada el 30 de junio pasado. La ley castigan los delitos de secesión, subversión, terrorismo y colaboración con fuerzas extranjeras.

El Ejecutivo impuso esta ley para sofocar las protestas del movimiento prodemocracia y ya hay más de 30 personas arrestadas desde que entró en vigor.

El magnate se encontraba en prisión desde el 3 de diciembre, acusado de fraude. Se presume que habría alquilado indebidamente algunos edificios de Next Digital, la empresa editorial del Apple Daily. El 19 de diciembre Lai fue trasladado a una cárcel de máxima seguridad, donde se encuentran detenidos gángsters y jefes de la mafia local.

El frente democrático continúa apoyando al reconocido editor. En la audiencia estuvieron presentes varios exponentes de primera línea del movimiento de protesta ciudadano: el card. Joseph Zen, Albert Ho, Leung Kwok-hung, Yeung Sum y Wu Chi-wai, entre otros.

Otro artículo de interés: Nueva ola de arrestos en Hong Kong contra líderes prodemocracia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s