Graves sanciones económicas contra golpistas de Birmania

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Foto: Roel Wijnants

Lectura: 3 minutos

Reino Unido y Estados Unidos anunciaron este jueves (25.03.2021) nuevas sanciones contra los intereses financieros de la junta militar que dio el golpe de Estado en Birmania en febrero, en este caso contra dos conglomerados industriales propiedad de los militares.

«Las sanciones de hoy tienen por objetivo intereses financieros del ejército, con el fin de cortar las fuentes de financiación de sus campañas de represión contra los civiles», afirmó el ministro británico de Relaciones Exteriores, Dominic Raab, en un comunicado en el que anunció sanciones contra el grupo Myanmar Economic Holdings (MEHL).

Raab acusó al consorcio, propiedad de antiguos y actuales militares birmanos, de estar implicado en «graves violaciones de los derechos humanos» al financiar la campaña de «limpieza étnica» de las fuerzas armadas contra la minoría rohinyá en 2017.

Además del MEHL, el gobierno de Joe Biden también anunció sanciones contra otro grupo de propiedad militar, Myanmar Economic Corporation (MEC).

«Los militares controlan partes significativas de la economía del país a través de estas dos corporaciones», en particular en los sectores del comercio, los recursos naturales, el alcohol, los cigarrillos y los bienes de consumo, subrayó un comunicado del Tesoro de Estados Unidos.

A su vez la Unión Europea también había sancionado a militares birmanos por violación a los derechos humanos.

De esta forma, los Veintisiete amplíaron el régimen de sanciones por violaciones contra los derechos humanos, similar a la Ley Magnitsky de Estados Unidos, que la UE aplicó por primera vez contra cuatro funcionarios rusos implicados en la condena al opositor Alexéi Navalny.

Las fuentes no precisaron las nacionalidades ni el origen de las personas y entidades sancionadas en esta nueva ronda de medidas coercitivas.

Los Veintisiete aprobaron el nuevo régimen de sanciones en diciembre para poder castigar actos como el genocidio, torturas, ejecuciones extrajudiciales o abusos contra el derecho a la libre asociación aunque, a diferencia de la norma estadounidense, no se ataca la corrupción.

Las sanciones prohíben a las personas y las compañías afectadas entrar en territorio comunitario y suponen la suspensión de los bienes y activos que tengan en la Unión Europea.

Se trata de las primeras sanciones que aprueba la UE contra Birmania desde el golpe de Estado del 1 de febrero, donde, según la ONU, han muerto 149 personas durante las protestas contra la Junta Militar, aunque la Asociación para la Asistencia de Presos Políticos (AAPP) cifra las víctimas en más de 200.

Los responsables birmanos, civiles y militares, entre ellos el comandante en jefe del ejército, Min Aung Hlaing, fueron acusados por graves violaciones de los derechos humanos y su papel en el golpe de Estado militar.

La Unión Europea (UE) ademas sancionó a 11 personas y cuatro entidades de Birmania, Rusia, China, Corea del Norte, Libia, Eritrea y Sudán del Sur. Las medidas por violación de los DD. HH. entraron en vigencia el 20 de marzo.

Otro artículo de interés: Sanciones europeas por violación a derechos humanos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s