México protesta por piezas robadas que subastan en París y Múnich

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Foto: Instituto Nacional de Antropología e Historia de México*

Lectura: 4 minutos

La Secretaría de Cultura del Gobierno de México hizo un nuevo llamado para detener subastas de bienes patrimoniales mexicanos en Francia, e informó que inició protocolos legales y diplomáticos para sacar del comercio 50 piezas que pretenden salir a la venta la próxima semana en París.

En un comunicado, la dependencia y el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) informaron que en relación con dos subastas programadas para los próximos 9 y 11 de febrero «se interpusieron las denuncias correspondientes ante la Fiscalía General de la República (FGR)».

Las subastas llevan por título «Art Précolombien-Arts Premieres» y «Art Precolombien» y son organizadas por la Société Baecque et Associés y la Société Binoche et Giquello, ubicadas en París, en las que, dijo, «se incluyen 50 piezas provenientes de culturas mexicanas y, por tanto, pertenecientes al patrimonio nacional».

Además, solicitó a la Consultoría Jurídica de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) la asistencia diplomática necesaria para llevar a cabo las acciones pertinentes que permitan proteger el patrimonio cultural de México.

Por este motivo, la titular de la Secretaría de Cultura, Alejandra Frausto, envió sendas cartas a ambos organizadores manifestando, a nombre del gobierno y del pueblo de México, «la rotunda desaprobación a las subastas, las cuales contemplan piezas anunciadas como procedentes del territorio mexicano».

En las misivas se hizo referencia a los dictámenes en materia de arqueología realizados por especialistas del INAH a partir de los catálogos digitales de las subastas.

Señaló que en ellos se determinó que en la que lleva por nombre «Art Précolombien-Arts Premieres» se identificaron tres piezas que son bienes procedentes de México: una máscara antropomorfa miniatura y dos pendientes elaborados en roca metamórfica, mientras que en «Art Precolombien» se identificaron 47 piezas que son parte del patrimonio de México.

Otro incidente ocurrió con Alemania, similar a la controversia con París.

A pesar de la denuncia presentada ante la Procuraduría General de la República y de una carta del secretario de Cultura de México, una subasta de arte mexicano se llevó a cabo en septiembre de 2021. En la casa de subastas Gerhard Hirsch Nachfolger, en Múnich, se subastaron 324 objetos de arte, entre ellos, figurillas, máscaras y vasijas de la época anterior a la conquista española.

La ministra de Cultura de México, Alejandra Frausto, informó a la casa de subastas en una carta que 74 artículos del catálogo de la subasta habían sido identificados como propiedad de México.

Gerhard Hirsch Nachfolger ha respondido con un comunicado en el que afirma que todas las piezas ofrecidas tienen «certificados de procedencia que prueban que los objetos se encuentran legalmente en Alemania». Y añadió que todos los bienes habían sido verificados por el Registro de Arte Perdido (ALR).

El Registro de Arte Perdido es la mayor base de datos privada del mundo de obras de arte robadas, perdidas o saqueadas. El ALR fue creado en 1991 por la Fundación Internacional para la Investigación del Arte, asociaciones comerciales de arte y casas de subastas. Los comerciantes pueden consultar allí los objetos, por ejemplo, antes de una subasta.

Si el objeto respectivo no se encuentra en la lista, el registro confirma con un certificado que no fue denunciado como robado o perdido en el momento de la búsqueda. Sin embargo, eso no excluye por completo la posibilidad de robo o pérdida, ya que el registro no está vinculado a otras bases de datos.

El embajador de México en Alemania, Francisco Quiroga, tuiteó antes de la fecha de la subasta: «A los posibles compradores les decimos: este comercio está manchado de ilegalidad e insensibilidad».

Refiriéndose a los valores estimados, a veces de solo unos cientos de euros, para obras de arte de más de 500 años, comentó además: «Si algo parece demasiado bueno para ser verdad, no se sorprenda si resulta ser falso».

Desde el punto de vista de México, la venta de los objetos es un delito según la legislación mexicana, y la venta contribuye al contrabando y al crimen organizado.

*Imagen ilustrativa.

Otro artículo de interés: Mal momento para Cristóbal Colón en México

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s