Zelenski pone límites a negociación con Rusia

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Presidente ucraniano, Volodímir Zelenski / Foto: The Presidential Office of Ukraine

Lectura: 3 minutos

El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, advirtió este sábado (16.04.2022) que «la eliminación» de soldados ucranianos en Mariúpol, ciudad asediada por Rusia, «pondría fin a cualquier negociación de paz» con Moscú.

En cuestión de muertos, «Mariúpol puede ser diez veces Borodianka», pequeña ciudad ucraniana cercana a Kiev atacada y destruida por soldados rusos, señaló Zelenski en una entrevista con la página web Ukrainska Pravda.

«Cuántos más (casos como el de) Borodianka se presenten, más difícil será» negociar, subrayó.

El 11 de abril, el ejército ucraniano anunció que se estaba preparando para «una batalla final» en Mariúpol, a orillas del mar de Azov, en el sureste. Al día siguiente, las autoridades ucranianas afirmaron que los combates dejaron entre 20.000 y 22.000 muertos en la estratégica ciudad, donde en tiempos de paz residían 441.000 personas.

Las negociaciones están en punto muerto desde hace varios días. Son «extremadamente difíciles», expresó el martes el consejero de la presidencia ucraniana Mykhailo Podoliak. Por su parte, Putin acusó a los negociadores ucranianos de «falta de coherencia».

La experta en asuntos militares y defensa Hanna Notte comparó los procesos bélicos en Ucrania y Siria donde también intervinieron tropas rusas.

«Los cinco paralelos que yo he identificado parten por la idea de que Rusia se embarca en una guerra secuencial, una guerra en fases. En segundo lugar, su táctica de cercar ciudades, realizar asedios y bombardeos, y también de establecer, cito, «corredores humanitarios», lo que, creo, debe tomarse con pinzas. El tercer paralelismo es toda la cuestión de los combatientes extranjeros, que es compleja, porque Rusia acusa al otro bando de utilizar combatientes extranjeros, pero luego los utiliza ella misma. Y el cuarto y el quinto paralelismo nos llevan de nuevo a la cuestión de la desinformación, por ejemplo, sobre el uso de escudos humanos por parte del enemigo». explicó.

«Rusia con frecuencia acusó a terroristas de Siria de usar civiles como escudos humanos. Ahora está alegando lo mismo en cuanto al batallón Azov en Mariúpol, y luego recurre a la desinformación sobre el otro bando… Pero, aunque vemos paralelismos en tácticas específicas, es importante tener siempre presentes la diferencias entre las campañas de Rusia en Siria y en Ucrania, que son significativas en términos de objetivos y dimensiones. Los que está en juego para Rusia es muy distinto», dijo.

Agrego que «En Siria, lo que vimos fue que el gobierno de Assad y los militares rusos, en varios momentos de la guerra ─recordemos que Rusia intervino en septiembre de 2015─, detuvieron los combates en algunas partes del país para dirigirse a otros lugares. Así, a comienzos de 2017, establecieron las llamadas zonas de desescalada en regiones occidentales de Siria, lo que liberó recursos para que el gobierno de Assad recuperara terreno hacia el este, y también para reorganizar las fuerzas. Y después, en 2018, los militares sirios, respaldados por Rusia, regresaron y retomaron esas zonas de desescalada, con la excepción de Idlib, que sigue sin estar bajo control de gobierno sirio».

Otro artículo de interés: Militares británicos apoyan a tropas de Ucrania

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s