Alarma energética en Alemania

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Foto: Andrés Landeau

Lectura: 4 minutos

«El gas es ahora un bien escaso en Alemania», dijo el ministro de Economía, Robert Habeck. «Aunque no podamos sentirlo todavía, estamos ya en una crisis de gas», añadió, culpando al presidente ruso Vladímir Putin.

Alemania activó el jueves la segunda fase de su plan de emergencia de tres etapas para garantizar el suministro de gas, en respuesta a la continuada reducción de este por parte de Rusia.

«Actualmente, la seguridad del suministro está garantizada, pero la situación es tensa», anunció el Ministerio de Economía. El tercer nivel sería ya de emergencia y supondria restricciones al consumo.

El ministro federal de Economía, Robert Habeck, dijo en una conversación con la prensa que «la situación es grave y llegará al invierno». «La reducción en el suministro de gas es un ataque económico contra nosotros por parte de (el presidente ruso, Vladímir) Putin», acusó.

«Nos defenderemos contra esto. Pero nuestro país tendrá que ir por un camino pedregoso ahora». «Aunque no podamos sentirlo todavía, estamos ya en una crisis de gas», agregó Habeck.

«El gas es ya un bien escaso en Alemania», sentenció. Los objetivos de almacenamiento para el invierno, a pesar de que las instalaciones de depósito están actualmente al 58% de su capacidad, probablemente no se cumplan (consisten en un 90% de la capacidad para diciembre).

El nivel de alarma se produce cuando existe una interrupción del suministro de gas o una demanda excepcionalmente alta que provoca un deterioro significativo de la situación del suministro.

Sin embargo, el mercado sigue siendo capaz de hacer frente a esta perturbación o demanda. La declaración está relacionada con la grave reducción del suministro de gas ruso desde la semana pasada. Pese al incremento en el nivel de alarma, las empresas de servicio público todavía no podrán aumentar los precios del gas en virtud de la Ley de Seguridad Energética, porque deben cumplirse más condiciones, explicaron fuentes gubernamentales a dpa.

La industria alemana está lista para adoptar un modelo de subasta de gas que el gobierno lanzará este verano, para alentar a los consumidores al ahorro, anunció también Habeck. «La industria está muy dispuesta a adoptar este modelo», adelantó a los periodistas.

El suministro de gas ruso a Alemania a través del gasoducto Nord Stream 1 podría cerrarse por completo debido a problemas en la reparación de turbinas, advirtió en junio el embajador ruso en la Unión Europea (UE), Vladímir Chizhov.

«Creo que sería un desastre para Alemania», dijo durante su participación en el Foro Económico Internacional de San Peterbursgo, según informó el periódico ruso «Kommersant».

Según él, Alemania debería considerar la posibilidad de reparar las citadas turbinas en su propio territorio, con tal de evitar tener que enviarlas a Canadá.

Poco antes, el consejero delegado de Gazprom, Alexéi Miller, reconoció que no hay solución a los problemas técnicos, por los cuales ha tenido que reducir en los últimos días el suministro de gas a Europa.

Miller explicó que Siemens solo tiene una planta donde hacer estas revisiones técnicas de los motores y ésta se encuentra en Canadá.

Por su parte, la alemana Siemens Energy explicó que, por el momento, una turbina de gas que había sido revisada en Canadá no podía ser enviada de vuelta desde Montreal a Alemania debido a las sanciones impuestas contra Rusia.

Tal y como anunció el miércoles, Gazprom redujo el volumen máximo que transporta a través del Nord Stream 1 hasta los 67 millones de metros cúbicos al día y justificó la medida por los retrasos en los trabajos de reparación que lleva a cabo la empresa alemana Siemens.

Por su parte, el ministro alemán de Economía, Robert Habeck, declaró que «lo que ha ocurrido es una decisión política, no una decisión técnicamente justificable».

La acusación fue a su vez rechazada por el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, quien vinculó los problemas con las sanciones impuestas por Occidente contra Rusia. «Solo sabemos que realmente hubo problemas con las turbinas allí (en Canadá) y con la reparación, algunas turbinas no están volviendo, están retenidas en algún lugar», dijo.

«Es un problema que no tiene nada que ver con nosotros», agregó.

Otro artículo de interés: Petróleo ruso inunda China

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s