Insólita defensa del gobierno comunista de Cuba

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel / Foto: Cubadebate

Lectura: 3 minutos

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, afirmó que el 11 de julio ─cuando se cumpla un año de las masivas manifestaciones opositoras al gobierno comunista─ lo que «festejarán» será el «desmontaje de un golpe de Estado vándalico».

«El socialismo venció al intento de golpe vandálico», aseguró el gobernante durante una reunión con artistas y escritores cubanos, según el diario oficial Granma. En Cuba no existe medios de comunicación independientes, los escasos estan bajo el rígido control del gobierno.

«Lo que realmente nosotros vamos a festejar, como un primer aniversario el 11 de julio, es que el pueblo cubano y la Revolución Cubana desmontaron un golpe de Estado vandálico», reiteró Díaz-Canel.

Señaló además que «defendiendo el socialismo, superaremos la dura situación actual y venceremos a los imperialistas». El socialismo gobierna en Cuba desde 1959 cuando la revolucion de Fidel Castro comenzó el sistema que está vigente aún, con el soporte de la desaparecida Unión Soviética.

Un artículo sobre el tema publicado en la edición de Granma añade, por su parte, que los acontecimientos de julio formaron parte de un plan de la Casa Blanca para desestabilizar el país.

«Se trataba de una verdadera terapia de shock dirigida a desalentar cualquier resolución de resistencia y a quebrar la fe de los cubanos», según el comentario.

El mismo argumenta el «derecho, deber y tradición» de los cubanos de «defender» la Revolución.

Hace un año, se produjeron en Cuba las mayores protestas opositoras en décadas, manifestaciones que tuvieron como principal causa la grave crisis económica que atraviesa el país como la absoluta falta de libertades públicas, de prensa y derecho de reunión.

La gran estrategia del comunismo cubano para mantenerse en el poder ha sido la utilización del miedo y el terror, en manos del ejercito conocido como Fuerzas Amadas Revolucionarias.

Según la Fiscalía General de Cuba, un total de 790 personas han sido procesadas por las protestas del 11 de julio, de los que 55 tienen entre 16 y 17 años. La edad mínima penal en Cuba son los 16.

Además, se les aplicó «el procedimiento legal establecido» a 27 niños de menos de 16 años.

La ONG Prisoners Defenders, por su parte, señala que al menos 1.046 personas se encontraban hasta mayo en prisión en la isla por motivos políticos, en su mayoría por los hechos del 11 de julio.

Otro artículo de interés: Sospechas sobre muerte de general cubano

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s