Expectativa en mercados por discurso de Powell

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Jerome H. Powell, presidente pro tempore de Reserva Federal / Foto: Federalreserve

Lectura: 3 minutos

Los banqueros centrales de EE. UU. están reunidos en Jackson Hole a la espera del discurso del jefe de la Reserva Federal Jerome Powell, y no solo ellos.

Los mercados en Estados Unidos reaccionan positivamente a las alzas de los tipos, la economía se fortalece, el desempleo es bajísimo, en un panorama internacional sumamente fragil.

El presidente de la Reserva Federal de Atlanta, Raphael Bostic, dijo que, dado que los datos del viernes muestran que la inflación de Estados Unidos se está desacelerando, se «inclina» a respaldar un aumento de la tasa de 50 puntos básicos en septiembre, en el camino hacia una tasa de política monetaria de 3,5%-3,75% para fin de año.

Una vez que las tasas estén en ese nivel «restrictivo», se sentiría cómodo manteniéndolas allí por un tiempo para permitir que la inflación se acerque a la meta del 2% de la Reserva Federal, dijo Bostic a CNBC en una entrevista al margen de la conferencia de banqueros centrales de Jackson Hole.

Los futuros de las acciones estadounidenses indicaban una apertura a la baja en Wall Street el viernes, mientras las bolsas mundiales se dirigían a una pequeña caída en la semana, a la espera de las palabras del presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, sobre las alzas de tasas de interés.

Los inversores han reducido las expectativas de que la Fed pueda pivotar hacia un ritmo más lento de subidas de tasas, ya que la inflación estadounidense se mantiene en el 8,5% anual, muy por encima del objetivo del 2% del Banco Central.

No obstante, el discurso de Powell en la conferencia anual de la Fed en Jackson Hole será analizado en busca de cualquier indicación de que una desaceleración económica pueda alterar su estrategia.

«La Fed y otros bancos centrales se han quedado dormidos en el asunto de la inflación y ahora están desesperados por recuperar la credibilidad», dijo Luca Paolini, de Pictet Asset Management. «Los economistas piden claramente a la Fed que no parpadee y, si acaso, que acelere el ritmo de endurecimiento».

Los futuros del S&P cedían un 0,35% después de que el índice S&P 500 ganó un 1,4% el jueves.

El índice de acciones mundiales de MSCI operaba estable, en camino a una caída del 0,5% en la semana. Las acciones europeas perdían un 0,44%, mientras que el FTSE 100 británico se mantenía estable.

El índice más amplio de MSCI de acciones de Asia-Pacífico excluyendo Japón subió un 0,55% a máximos de una semana.

El rendimiento de los bonos referenciales a 10 años del Tesoro estadounidense subía 5 puntos básicos, al 3,0706%, mientras que el de los papeles a dos años cotizaba plano al 3,3742%.

Los mercados de divisas se mantenían relativamente tranquilos después de que el dólar tocó máximos de 20 años frente a una cesta de divisas por las expectativas de subidas de tasas en Estados Unidos.

Otro artículo de interés: Septiembre, último mes de aumento de tasas en EE. UU.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s