Camioneros versus gobiernos

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Protestas en Canadá / Foto: lezumbalaberenjena

Lectura: 2 minutos

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, está decidido a poner freno a las demandas de camioneros que están paralizando la distribución de productos esenciales en todo el país.

Un proceso similar vivieron los británicos y aún sigue sin solución por la protestas de camioneros que exigen precio diferencial del combustible para el transporte de mercaderias.

En Chile los camioneros llevan tres días de huelga con reclamos idénticos que obligaron al presidente Gabriel Boric a pronunciar un enérgico discurso público para poner en evidencia que no tolerará el desabastecimiento de la población.

Trudeau, testificó el viernes ante una comisión investigadora independiente para defender su invocación de poderes de emergencia para desalojar a los camioneros que paralizaron la capital del país a principios de este año, denunciando graves amenazas de violencia.

Su testimonio ante la Comisión de Emergencia del Orden Público concluyó seis semanas de audiencias sobre una ley raramente utilizada, invocada en febrero después de semanas de protestas contra las medidas para enfrentar el COVID-19. Opositores políticos y grupos de libertades civiles consideraron que Trudeau se extralimitó.

Al declarar el viernes en Ottawa, Trudeau dijo que los manifestantes habían embestido vehículos contra patrullas de la policía y usado a niños como escudos.

Apuntó que a la policía le preocupaba que estos grupos pudieran estar acumulando armas, en tanto los servicios de inteligencia de Canadá advirtieron sobre «la presencia de personas que promovían el extremismo violento por motivos ideológicos», lo cual podría desencadenar ataques aislados. Las tensiones aumentaron aún más cuando surgieron contraprotestas, señaló Trudeau.

«Estábamos viendo que las cosas se intensificaban», dijo, y agregó: «Necesitábamos hacer algo para mantener a salvo a los canadienses».

Invocar la Ley de Emergencias «fue lo correcto. Y lo hicimos», concluyó.

Los camioneros llegaron a la capital el 29 de enero desde todo Canadá. En días siguientes se sumaron otras manifestaciones en todo el país, que bloquearon los corredores comerciales, incluido el puente a Detroit, el cruce fronterizo internacional más transitado de América del Norte.

La comisión investigadora tiene el mandato de evaluar la «idoneidad y eficacia de las medidas» tomadas por el gobierno de Trudeau frente a las protestas. No está facultada para imponer sanciones, pero podría incluir recomendaciones para actualizar esta ley de 1988.

Otro artículo de interés: Impacto mundial del fracaso de izquierda en Chile

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s