Europa estudia sanciones contra Google por monopolio comercial

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Foto: Stock Catalog

Lectura: 3 minutos

La Unión Europea ha iniciado una nueva investigación antimonopolio sobre Google, en esta ocasión sobre si el gigante tecnológico está sofocando la competencia en tecnología de publicidad digital.

La Comisión Europea anunció este martes una investigación formal para saber si Google incumplió las normas de competencia del bloque al favorecer sus propios servicios de tecnología para mostrar anuncios a expensas de servicios de tecnología publicitaria, anunciantes y medios rivales.

La Comisión, que es la rama ejecutiva de la UE y supervisa la competencia en el bloque, dijo estudiar en concreto si Google restringe el acceso de terceros a datos de los usuarios con fines publicitarios en sitios web y aplicaciones.

«Los servicios de publicidad en internet están en el centro de cómo Google y los medios monetizan sus servicios en internet», explicó Margrethe Vestager, comisaria de competencia de la UE y vicepresidenta para asuntos digitales de la Comisión.

Google recopila datos para utilizarlos en publicidad dirigida, al tiempo que vende espacios para publicidad y actúa como intermediario entre los anunciantes y los sitios web que colocan los anuncios, dijo.

«Nos preocupa que Google haya hecho más difícil la competencia para los servicios publicidad en internet», dijo Vestager.

La agencia AP envió un email a la oficina de prensa de Google para pedir comentarios sobre la pesquisa.

El gigante de la tecnología de la información Google ha acordado pagar una indemnización a una empresa de medios de Australia para poder ofrecer material informativo antes que se implante un código de mediación obligatorio.

El acuerdo de Google con Seven West Media ─que publica el periódico West Australian, con sede en Perth y otros títulos─ es el primero de los siete arreglos de este tipo que se espera que firme el gigante tecnológico en Australia.

Un proyecto de ley en el Parlamento australiano requeriría que las grandes empresas tecnológicas paguen por el uso de material informativo de medios locales.

La legislación convertiría a Australia en el primer país en obligar a las grandes empresas tecnológicas a pagar por el contenido de las empresas de comunicación.

Google había llamado a la ley inviable, y Facebook amenazado con degradar sus servicios a los australianos o incluso alejarse. Han argumentado que al usar historias de otros editores generan más tráfico de Internet para los sitios web dirigidos por los medios de comunicación tradicionales.

Pero en un aparente ablandamiento de esa postura, Google ha llegado a un acuerdo con Seven West Media, al parecer valorado en 23 millones de dólares al año.

Belinda Barnett es profesora de medios en la Universidad Tecnológica de Swinburne, una universidad pública de investigación con sede en Melbourne. Ella cree que es un buen resultado para la compañía australiana.

«Parece que han llegado a un acuerdo bastante lucrativo para ellos, alrededor de 30 millones de dólares australianos, pero esa cifra aún no ha sido confirmada. Seven West posee asimismo una gran cantidad de puntos de venta regionales. Por lo tanto, tiene el potencial de beneficiar a los medios de comunicación regionales que posee y a los periodistas empleados por ellos», dijo Barnett.

El gobierno australiano adelantó que un acuerdo con Facebook estaba «muy cerca».

Otro artículo de interés: Nuevo apagón generalizado en sistema de Internet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s