Último plazo a Londres para conceder licencias de pesca

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Primer ministro británico, Boris Johnson / Foto: Number 10

Lectura: 5 minutos

Francia y la Comisión Europea pusieron al Reino Unido un plazo hasta el 10 de diciembre para encontrar un acuerdo en el contencioso sobre las licencias de pesca para faenar en aguas bajo jurisdicción británica.

«Los británicos lo saben, la pelota está en su tejado», señaló este lunes el secretario de Estado francés de Asuntos Europeos, Clément Beaune, que en una entrevista a la emisora France Inter se quejó de un avance «demasiado lento» en las discusiones, un dardo envenenado a Londres.

Francia reclama unas 200 licencias para sus pescadores a las que considera que tienen derecho en virtud del acuerdo del Brexit de diciembre de 2020, que establecía los derechos de pesca en aguas bajo jurisdicción británica para barcos de la Unión Europea con tareas previas en la zona.

Sin embargo, el Reino Unido todavía está en mora, bajo el argumento de no tener constancia de barcos que faenaban en sus aguas en ese período, que hasta el momento no han podido demostrar la tarea previa.

Beaune subrayó que «de aquí al 10 de diciembre esperamos un arreglo completo. Si no hay un gesto masivo de aquí al 10 de diciembre, pondremos fin a este diálogo. Lo ha dicho de forma muy clara no solo Francia, sino ahora también la Comisión Europea».

Bruselas es quien negocia ahora en nombre de todos los países de la UE, algo en lo que ha insistido París estas últimas semanas para sacar este contencioso de un plano puramente bilateral.

A finales de octubre, Francia había amenazado con aplicar desde comienzos de noviembre una serie de medidas de represalia si los británicos no concedían las licencias, en particular prohibir a los pesqueros británicos descargar en los puertos franceses y endurecer los controles a las importaciones procedentes del Reino Unido.

Esas represalias no se llegaron a aplicar entonces porque el presidente francés, Emmanuel Macron, y el primer ministro británico, Boris Johnson, convinieron dar más tiempo a las discusiones. Sin embargo, las tensiones entre los dos mandatarios y entre ambos países se han agudizado en los últimos días debido a gravísimos incidentes por la inmigración.

Sobre todo desde el naufragio el pasado miércoles de un bote con migrantes que trataban de llegar de forma clandestina a las costas inglesas desde el norte de Francia, en el que murieron 27 personas.

Beaune se quejó de que el Gobierno británico está tratando de encubrir «el fracaso del Brexit» culpando a Europa de lo que le ocurre.

El Reino Unido y Francia habian acordado la semana pasada intensificar de manera «urgente» los esfuerzos para combatir «las mortales travesías» de migrantes por el Canal de la Mancha, tras el naufragio en el que murieron 31 personas que querían llegar a Inglaterra, informó el gobierno británico.

En una conversación telefónica, el primer ministro británico, Boris Johnson, y el presidente francés, Emmanuel Macron, «coincidieron en la urgencia de aumentar sus esfuerzos conjuntos para impedir estos cruces y hacer todo lo posible para impedir la acción de bandas que ponen vidas en riesgo», dijo un portavoz de Downing Street.

El «desastre» de hoy «demuestra lo vital que es incrementar los esfuerzos para acabar con el modelo de negocio de los gánsteres que están enviado a la gente de este modo a través del mar», declaró Johnson a los medios en su residencia oficial de Downing Street.

Johnson sugirió que el Gobierno galo no ha dado todos los pasos que considera necesarios para evitar la salida de pequeños botes desde las costas francesas.

«Hemos tenido dificultades para persuadir a algunos de nuestros socios, particularmente a los franceses, para hacer las cosas de la forma en la que nosotros pensamos que requiere esta situación», afirmó.

«Entiendo las dificultades que afrontan todos los países, pero lo que queremos ahora es actuar más de forma conjunta. Esa es la oferta que estamos haciendo», agregó.

Posteriormente, el «premier» británico habló con el presidente francés, Emmanuel Macron, según un comunicado de Downing Street, con quien acordó la «urgencia de aumentar los esfuerzos conjuntos para impedir estos pasos mortales y para hacer todo lo posible por parar a las bandas responsables de arriesgar las vidas de personas».

«Subrayaron la importancia de trabajar estrechamente con los vecinos en Bélgica y Países Bajos, así como socios en el continente si vamos a resolver el problema efectivamente antes de que la gente alcance la costa francesa», señaló un portavoz de Johnson.

Ambos, de acuerdo con la nota, coincidieron en que las muertes del miércoles son un «crudo recordatorio» de que hay que «mantener todas las opciones abiertas» para detener estas vías migratorias y romper el modelo de negocio de las bandas criminales que se lucran con ellas.

La ministra de Interior del Reino Unido, Priti Patel, ofreció tropas británicas para contribuir a vigilar la zona del puerto francés de Calais para evitar salidas de migrantes, una propuesta que París por ahora rechaza.

Más de 25.600 personas han cruzado por mar hacia Gran Bretaña en lo que va de año, frente a 8.400 en el conjunto de 2020 y 1.800 en 2019.

Otro artículo de interés: Conflicto en Canal de la Mancha

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s