Menos fondos de bancos centrales para combatir inflación

INTERNACIONAL

50375802637_b4cf4e7eac_c
Presidente de Reserva Federal, Jerome Powell / Foto: Federalreserve

Lectura: 5 minutos

Los bancos centrales de Europa y Estados Unidos ante una encrucijada, más estímulos a la economía, menos crecimiento a largo plazo y amenazas de inflación como está ocurriendo.

Ahora que el presidente Joe Biden volvió a confiar en el titular de la Reserva Federal por otros cuatro años, la palabra de Jerome Powell adquiere otro valor estiman los mercados.

Powell se presentó ante una comisión de Senado y las luces de Wall Street brillaron como nunca, era la palabra esperada para conocer la futura senda financiera del país.

Según Powell la Fed podría acelerar la retirada de su multimillonario programa de compra de bonos para tratar de contener la inflación en medio de la preocupación por la llegada de la nueva variante ómicron.

Frente al comité bancario del Senado, Powell dijo que tiene sentido que la Fed analice cerrar más rápido de lo anticipado estas inyecciones masivas de fondos, puestas en marcha en marzo de 2020 para respaldar la economía ante el impacto de la pandemia.

«La economía es muy fuerte y las presiones inflacionarias son altas, y por lo tanto es apropiado a mi juicio acelerar la conclusión de nuestras compras de bonos quizá unos meses antes», señaló ante los legisladores.

Powell indicó que espera que esa cuestión sea «discutida» en la próxima reunión de política monetaria prevista para el 14 y el 15 de diciembre.

«La amenaza de una persistente elevada inflación ha crecido», reconoció el banquero central, en contraste con su insistencia en los últimos meses en que sería de carácter «temporal» y «transitoria».

En octubre, la inflación interanual se ubicó en EE. UU. en el 6,2 %, el mayor nivel en tres décadas en el país.

En su último encuentro a comienzos de este mes, la Fed dejó sin cambios los tipos de interés en el rango de entre 0 % y 0,25 % y anunció el inicio de la rebaja de las inyecciones de liquidez en 15.000 millones de dólares al mes.

Con esa decisión el volumen de compras mensuales de bonos, hasta ahora de 120.000 millones de dólares, se iría reduciendo progresivamente con el objetivo de acabar completamente con el programa a mediados de 2022.

La Fed presentará en diciembre sus nuevas previsiones macroeconómicas, que en septiembre situó en una tasa de crecimiento del 5,9 % y una inflación del 4,2 % para final de 2021, y que probablemente serán revisadas dado el complejo panorama económico.

Powell, dijo el martes que el banco central probablemente discutiría acelerar su reducción de compras de bonos a gran escala en su próxima reunión de política monetaria.

La economía se muestra vigorosa pero las expectativas de que un aumento en la inflación persistirá hacia mediados del próximo año son reales, expresó.

«En este punto, la economía está muy fuerte y las presiones inflacionarias son altas y, por lo tanto, en mi opinión es apropiado considerar terminar la reducción de nuestras compras de activos, que de hecho anunciamos en la reunión de noviembre, quizás unos meses antes, y espero que lo discutamos en nuestra próxima reunión en un par de semanas», afirmó Powell.

La Fed comenzó a reducir su apoyo a la economía este mes, y actualmente está en camino de terminar completamente sus 120.000 millones de dólares en compras mensuales de bonos del Tesoro y valores respaldados por hipotecas para el próximo junio.

Varias autoridades de la Fed habían comentado previamente la necesidad de acelerar ese ritmo para terminar las compras en algún momento de la primavera boreal y permitir un inicio más temprano de las alzas de tasas de interés en caso de que fueran necesarias para controlar la inflación.

Los comentarios de Powell parecen sugerir que está listo para unirse a esos colegas para favorecer una liquidación más rápida de las compras de activos.

Los mercados financieros siguen afectados por la aparición de una nueva variante del coronavirus que llevó a los mercados a retrasar el cronograma percibido para el inicio de las subidas de tasas.

Pero los comentarios de Powell sobre un ritmo de reducción de compra de activos más rápido y que la inflación ya no debería considerarse un fenómeno «transitorio» revirtieron parte de ese impulso e hicieron subir los rendimientos de los bonos.

El Comité Federal de Mercado Abierto, que fija la política monetaria del banco central, realizará su próxima reunión de dos días el 14 y 15 de diciembre.

Otro artículo de interés: Salario de trabajadores, nuevo capítulo de Reserva Federal de EE. UU.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s